"Si un día pudiéramos decir de verdad que comuicacion se convierte en fraternizar, que comunicación significa solidaridad humana ¿No sería el logro más hermoso de las comunicaciones de masas?", así señaló Juan Pablo II. Periodismo no es lo mismo que comunicación social y por lo tanto, un periodista no es necesariamente un comunicacador social, aunque se puede afirmar que la comunicación social, la comunicación en el más amplio sentido del término, es la función que cumplen los periodistas que no se resignan a un trabajo rutinario y en el que creen ser meros testigos de la realidad. La ifnormación es hoy una clave del desarrollo de la sociedad. Siendo una característica de nuestra epoca el perfeccionamiento de la democracia y de la participiaciónh de la sociedad civil en la toma de decisiones y dada la complejidad que marca el desarrollo de la sociedad y de sus instituciones, la información veraz, plural y pertinente se convierte en un factor indispensable y, en cierto sentidos, condicionante de los demás.

   "Sin comunicación, el desarrollo sostenible y la seguridad humana global no superarán el punto de partida. La comunicación es el motor necesario para la participación y ésta reside en el corazón de ambos procesos. La participación es esencial al desarrollo y a la seguridd humana mundial".  Y, a su vez, puede afirmarse que la partiipación no existe si la comunicación social está ausente. La doctora María Teresa Herrán sostiene que "la responsabilidad social de los medios y de sus periodistas resulta crucial par el despegue de hacia la participación".  (Herrán, María Teresa. Tutela, periodismo y medios de comunicación. TM Editores, Bogotá, 1993). La información es necesaria para la comunicación, `pero ambos conceptos no son sinónimos.

   Mattelart afirma que "Atnerse a una definición unívoca de la información no sería de recibo en una época en la que se está convirtiendo en polifacética. De hecho, es de lo que las empresas privadas, empezando por las japonesas, desde hace tiempo han tomado conciencia con la mundialización de la economía, al ponerse en igilancia tecnológica o,incluso en vigilancia estratégica,dando a entender así que esta operación o sólo concierne a la tecnología, sino al conjunto de datos técnico-económicos y político susceptible de ser tomados en consideración en la elaboración de la estrategia de los actores económicos". (2)

 

INFORMACIÓN Y COMUNICACIÓN

   La información periodística, según la interpretación tradicional, es una sucesión de nboticias transmitidas unidireccionalmente, desde un emisor activo y minoritario hacia receptores pasivos y mayoritarios. Se trata, por lo general, de noticias aisladas de sus contextos, centradas en los hechos en los hechos y no en los procesos, cuya selección, orientación y transmisión queda en pocas manos. Este es un fenómeno agudizado en la televisión, cada vez menos propensa a los análisis y la contextualización, debido tanto a cuestiones ideológicas como a las imposiciones de la tecnología y el mercado competitivo. "Cuando hablamos de comunicación no nos referimos únicamente a los medios, aunque reconocemos que éstos son aparatos culturales y no sólo tecnológicos, muy importantes y que se articulan a la conformación e intercambios de culturas, a la organización económico social y a laconstrucción de consensos y disensos políticos en una sociedad. También rescatamos para la comunicación aquellas prácticas sociales de acción e interrelación de los sujetos, especialmente referidos a los movimientos sociales". (3)

   Alfaro Moreno rechaza, a partir de su exptiencia de trabajo en los movimientos sociales de su país, que la comunicación pueda ser entendida sólo como un acto técnico de transmisión de información de unos hacia otros y que se la restrinja sólo al fenómeno conocido como comunicación social y entendida ést como la que se ejerce a  través de los medios.  Éstos, con ser importantess, no lo son todo, pues se debe incluir en la comunicación a las prácticas sociales de acción e interrelación de los sujetos, a todo el proceso de comunicación entre individuos, grupos de individuos, comunidades y sociedades, con independencia de que se utilice o no un medio técnico para ello y con independencia de suq e utilice o no un medio técnico para ello y con independencia, también, de la calidad de ese medio.

   Mattelart lo señala desde otro ángulo: "El embeleso de los años ochenta por el progreso-comunoicación yh la puja de las prospectivas tecnicisteas ha podido hacer  creer que era posible ahorrarse la historia. La Geopolítica no ha trdado en tomarse la revancha sobre una geoeconomía especulativa que, desconectada de la esfera real, creía haberse vuelto autónoma... La comunicación se ha vuelto demaiado importante para el porvenir de las relaciones entre las culturas, como para seguir retrasando su reapropiación por parte de la ciudadanía". Ibid). Las reflexiones sobre el incipiente nuevo orden mundial, del que emerge una globalización de las relaciones económicas, culturales y políticas, deberían tomar en cuenta que en matercia de comunicación social también se tiende hacia la globalidad y la complejidad. La interdependencia de los países, la concentración de capitales y medios y el pujante desarrollo tecnológico trascienden las fronteras de cada estado. No obstante, esa globalización y un flujo informativo cuyo volumen crece cada día, no significan una mejor información ni un progreso en la comunicación entre los pueblos y dentro de éstos entre todos sus sectores.

   Esto se debe, en primer lugar,a que las nuevas tecnologías se utlizan para transmitir noticias en el sentido tradicional, que acentúa el viejo modelo de circulación vertical de las informaciones desde unos pocos, activos y potentes emisores, hacia una mayoría de receptores pasivos. En ese modelo que se superpone, reproduce y alimenta una organización económica y social que tiende a ampliar cada vez más la brecha que separa al Norte industrializado y rico del Sur subdesarrollado y empobrecido, y a fomentar en el Norte un sistema de vida consumista, insostenible en lo ambiental e injusto socialmente.  Es insuficiente denunciar el deterioro ambiental si al mismo tiempo no se plantean los problemas globales. Por ejemplo, el Secretario General del Parlamento Latinoamericano, Humberto Peláez Gutiérrez, hizo una denuncia terrible en la III Conferencia Regional del Movimiento de Consumidores (Sao Paulo, 4-10-95):"Un niño nacido en el Norte consume en su vida veinte veces más que uno nacido en la India y ese mismo niño contribuirá cerca de cincuenta veces más a contaminar el medio ambiente que su equivalente